Diálogos en confianza (Salud) - Alergias estacionales

Diálogos en confianza

Un talk show donde los especialistas y el público generan un espacio de interacción rico en propuestas para la vida diaria. La idea es generar juntos, contenidos valiosos que permitan mejorar la calidad de vida de la sociedad.


Temporada 16 (Familia)

Boton Arriba

Diálogos en confianza (Familia) - ¿Cómo expreso mis emociones a mis hijos?
Seguro que para muchas personas la llegada de un hijo ha sido una bendición en sus vidas. De hecho, hay quienes dicen haber descubierto una nueva faceta de sí mismos que jamás habían pensado pudiera existir. Pero en muchas familias no todo es miel sobre hojuelas y menos cuando surgen las discusiones con los hijos. De hecho, son los contrastes entre el amor y el enojo los que nos hacen darnos cuenta que a veces nuestros propios hijos pueden llegar a parecernos antipáticos o difíciles de sobrellevar y hay quienes dicen: "Mis hijos me caían mejor cuando eran bebés" o bien, "Ahora que mis hijos ya son grandes, me llevo mejor con ellos". El problema no es enojarse sino la forma en que expresamos el enojo, podemos amenazar, denigrar, rebajar y hasta golpear y por ello surgen las siguientes preguntas: ¿hasta qué punto la violencia que los padres ejercen contra sus hijos tiene que ver con su historia personal? ¿es posible que la falta de una educación emocional de los padres sea la generadora de la violencia contra los hijos? Si esto es así, ¿qué debemos de entender por educación emocional y por expresión y control de las emociones? En Diálogos en confianza, nuestro tema es: ¿Cómo expreso mis emociones a mis hijos?

Diálogos en confianza (Familia) - Hijos con parálisis cerebral
¿Qué es la parálisis cerebral? Para comenzar hay que decir que es un desorden neurológico causado por una lesión cerebral no progresiva, y que se da durante el desarrollo del cerebro ya sea antes, durante o después del alumbramiento. La parálisis cerebral es considerada como un grupo de trastornos del movimiento y la postura que causan limitaciones en la movilidad y que con frecuencia se acompaña de trastornos sensoriales, cognitivos, de la comunicación, perceptivos, y/o de conducta y/o por epilepsia. Anteriormente se creía que la parálisis cerebral se originaba exclusivamente durante el trabajo de parto y por ello se asumía que los niños nacían con esta condición; sin embargo, hoy se sabe que se puede adquirir por accidentes, negligencias médicas e infecciones. La persona con parálisis cerebral tiene derecho a expresarse y a desarrollar sus habilidades como ser humano durante todos sus ciclos de vida. ¿Qué pasa cuando en la familia uno de los hijos tiene parálisis cerebral? ¿Cuáles son los objetivos a lograr en las primeras etapas de su vida? ¿Qué pasa cuando los hijos con parálisis cerebral llegan a la adolescencia? Hijos con parálisis cerebral es el tema de este martes en Diálogos en confianza.

Diálogos en confianza (Familia) - Trastornos de alimentación en los hijos
¿Te has dado cuenta de todo lo que gira en torno a la industria de la alimentación? Para los publicistas, dueños de gimnasios, empresas de alimentos, etc., todos los problemas tienen una solución cuando se logra controlar lo que entra y sale del cuerpo. Vivimos en una sociedad que promueve la importancia de alimentarse correctamente y evitar los "venenos blancos" del azúcar refinada, el pan o las harinas, y que nos invita a consumir alimentos sanos como verduras, frutas, etc. Pero, ¿hasta qué punto estamos expuestos a desarrollar en algún momento de nuestra vida conductas alimentarias de riesgo, e inclusive algún trastorno alimenticio? Ahora imaginemos: si como adultos somos influenciables, ¿qué puede pasar con los adolescentes? Es más, si añadimos problemas familiares, impulsividad, perfeccionismo, entre otros, no es extraño que los jóvenes puedan llegar a desarrollar algún trastorno de la alimentación como la anorexia o la bulimia.

Diálogos en confianza (Familia) - Familia y VIH
Fue en los años ochenta cuando el mundo supo la existencia de una infección que ponía en riesgo el sistema inmunológico de las personas. Los medios de comunicación, a través de imágenes dramáticas y por demás impactantes, se encargaron de propagar la información sobre el VIH y el SIDA y, junto con esas imágenes, se fue propagando una carga moral sobre la infección y las personas afectadas. Hoy sabemos que la condición de ser seropositivo no es una condena de muerte, que sí hay una adherencia al tratamiento. Las expectativas de llevar una vida común y corriente son muy altas y lo más importante es que hemos comprendido que el paciente con VIH no debe perder su condición de igualdad y dignidad. ¿O no? Desgraciadamente el diagnóstico de VIH sigue despertando muchos temores y aunque han pasado más de treinta años de los primeros casos, en el imaginario social sigue persistiendo una visión moralizante; es decir, seguimos calificando, desacreditando, estigmatizando y discriminando a quien tiene VIH. Ello ocurre a veces hasta entre familiares cercanos. ¿Qué pasa cuando alguien de nuestra familia es diagnosticado con VIH? En Diálogos en confianza: Familia Y VIH.

Diálogos en confianza (Familia) - Estrategias para entender a mi adolescente
Son rebeldes, irrespetuosos, no cuidan las formas de hablar, son "atrabancados" y hasta "contestones". Se visten para llamar la atención, e incluso visten de negro; hablan para decir que todo les choca y que nada les gusta; bailan para ellos y al mismo tiempo para provocar de forma indirecta a los adultos. En los pasillos de las escuelas, entre clase y clase, se saludan, se avientan, se besan, se abrazan y hasta se retan. Eso y mucho más hacen los adolescentes. Los adultos los vemos como infantiles, estresados y ansiosos; sin embargo, estamos viendo sólo una parte. ¿Es correcto lo que creemos saber de la adolescencia? ¿O será que lo que nos hace ver a los adolescentes como ingobernables e incompletos, es que vemos lo que el adulto quiere de ellos? Para entender al adolescente hay que verlo como es: una persona completa por sí misma; un ser humano capaz de tomar sus decisiones y de dar respuesta por ellas; un chico o chica con talentos y habilidades; pero sobre todo una persona preparándose para el mundo de los adultos. En Diálogos en confianza: "Estrategias para entender a mi adolescente".

Diálogos en confianza (Familia) - Habilidades sociales para desarrollo de nuestros hijos
Los etólogos, es decir, los especialistas en el estudio del comportamiento animal, nos han demostrado en más de una ocasión que los animales son capaces de tener sociedades con reglas propias. De hecho, y aunque no sean de la misma especie, algunos de ellos han demostrado habilidades no sólo para organizarse sino para ayudarse entre sí en situaciones de riesgo. Por ejemplo, hay casos de perros que han adoptado a crías de otros animales para evitar su muerte. Pues bien, el ser humano, al igual que sus compañeros de otras especies, es un ser gregario por naturaleza, y también puede mostrar habilidades sociales complejas, como la compasión, la solidaridad y el altruismo, entre otras. De hecho, los beneficios no quedan sólo ahí, pues se ha demostrado que el cerebro de mujeres y hombres fortalece sus conexiones cuando mostramos compasión y altruismo. ¿Qué implica ayudar a que nuestros hijos desarrollen sus habilidades sociales? ¿Podemos hacer que sean personas éticas, si nosotros educamos con el ejemplo y no con la amenaza? Hoy en Diálogos en confianza: "Habilidades sociales para el desarrollo de nuestros hijos".

Diálogos en confianza (Familia) - Aprendiendo a amar en la adolescencia
¿Alguien recuerda su primer amor en la adolescencia? Seguro decíamos que era el amor más puro e intenso de toda nuestra vida. Quizá no le hablábamos a la persona, sin embargo, sólo verla caminar y encontrarla por "casualidad" era un pretexto para suspirar y anhelar. Si alguien nos hubiera preguntado qué éramos capaces de hacer por esa persona, hubiéramos respondido que daríamos todo: la vida entera, el poco dinero de los domingos, la ropa de moda, lo que fuera, con tal de ser amados por esa mujer o ese hombre. Y después venía el anhelo, pero también llegaba el desamor. Parece que así es el amor adolescente: querer a quien no nos quiere; amar con desesperación a quien juramos es único en el mundo y, si corremos con suerte, se puede llegar a manifestar lo que se vive en la fantasía. Aunque parezca algo simple y vanal, cuando el adolescente se enamora está manifestando sus deseos de ser alguien independiente de sus padres; se está atreviendo a expresar sus sentimientos, y al mismo tiempo aprende a manejar su frustración. En Diálogos en confianza: "Aprendiendo a amar en la adolescencia".

Diálogos en confianza (Familia) - Crianza y madres solteras
Cuando hablamos de madres solteras, casi de inmediato adoptamos una postura a favor de la mujer. En nuestra imaginación construimos una historia donde ella es la víctima de abandono por una pareja irresponsable. Le damos nuestra simpatía incondicional y les hacemos un lugar en esta sociedad para decir con orgullo: "Ella es papá y mamá". Sin embargo, pasamos por alto que existen otras formas para llegar a ser madre soltera. Por ejemplo, están las mujeres heterosexuales que decidieron ser madres solteras por un proyecto de vida donde la maternidad no está ligada a un varón; están las mujeres lesbianas que recurren a una técnica de reproducción asistida; están las mujeres adolescentes cuyas parejas, también adolescentes, no pueden hacerse cargo de ellas ni de sus hijos, y están las madres que se quedan solteras bien sea por divorcio o viudedad. Sin embargo, incluso con todo esto, la sociedad sigue viendo a estas mujeres y a sus hijos como familias incompletas, por eso nos preguntamos: ¿qué significa ser madre soltera desde un marco social, donde se piensa que la maternidad va emparejada con la presencia de otra persona que, usualmente, es un varón? ¿Qué se dice a sí misma la mujer que es madre soltera? ¿Por muy deseado que hubiera sido su maternaje, existen sentimientos de inseguridad? ¿Cuáles son los efectos de este tipo de maternaje en los hijos? Este martes en Diálogos en confianza: "Crianza y madres solteras".

Diálogos en confianza (Familia) - Niños y jóvenes consumistas
Desde hace algunos años, varios sociólogos lo han dicho: estamos viviendo una cultura consumista donde el valor de las personas se mide no por su interior, sino por el valor simbólico que nos dan nuestras posesiones. Consumimos para sentirnos bien y les damos a nuestros hijos lo mejor que podemos, pero a veces, detrás de este tipo de pensamiento consumista es que los hijos entren en una clase social determinada. Ahora bien, el objetivo en la sociedad consumista es permanecer en la búsqueda de satisfactores, que, en cuanto, llegan pierden su poder para dar paso a un nuevo deseo. ¿Qué hay detrás de una familia en la que el consumo es una forma de vinculación? ¿Quién le dice a un niño lo que tiene que comprar, porque está de moda? ¿Quién enseña a los adolescentes la necesidad de usar ropa de marca? Es más, ¿quién educa a nuestros hijos para adquirir productos originales y no de piratería? En Diálogos en confianza: "Niños y jóvenes consumistas".

Diálogos en confianza (Familia) - El hijo con más autoridad en la familia
¿Cuál es la diferencia entre ser un hijo con autoridad y ser un hijo autoritario? El hijo autoritario utiliza el poder de forma irracional, mientras que el hijo con autoridad es una persona a quien los padres le han ido preparando a lo largo de su vida para asumir el rol de padre o madre. Salvador Minuchin, terapeuta familiar sistémico, llamó a este fenómeno: el "hijo parentalizado". Hay diversas situaciones por las que un hijo asume la autoridad de la familia: por una enfermedad del padre o de la madre, por abandono, divorcio, o incluso por muerte. Tener la autoridad en casa y ser al mismo tiempo el hijo o la hija trae diversas consecuencias, como alejamiento de los hermanos, celos por no compartir el poder, sobreexigencias, y hasta la culpa por ejercer la autoridad. ¿De verdad es una ventaja tener el poder moral de la familia? ¿Qué pierde el hijo al que le toca estar a la cabeza de la familia? En Diálogos en confianza: "El hijo con más autoridad en la familia".

Diálogos en confianza (Familia) - Desarrollo de la sexualidad en el adolescente
Sigmund Freud habló de las pulsiones, de los mecanismos de represión y de cómo éstos buscan formas para salir a la luz una y otra vez. Fue así que los adultos comenzamos a reconocer que tenemos impulsos que no podemos controlar. Ahora bien, si eso nos sucede a los adultos quienes, se supone, tenemos más experiencia de vida y más autoconocimiento, ¿qué no le sucede a los chicos y chicas cuyos cuerpos están entrando en la pubertad? Los adultos tenemos un cuerpo, por decirlo así "terminado y maduro", sin embargo, para llegar a tener un cuerpo que alberga nuestra personalidad y que nos define como hombres o mujeres adultos, tuvimos que pasar por un estallido hormonal que pasó de la infancia a la pubertad. De la infancia transitamos por el desarrollo de los caracteres sexuales secundarios y, a la par que las hormonas hacían su trabajo en nuestros órganos, nosotros teníamos que aprender nuevos sentimientos ya no de niños, sino de adolescentes. ¿Quién nos explicaba todo esto? ¿Cómo nos dimos cuenta de que nuestro cuerpo estaba dirigiéndose hacia una constitución diferente? ¿Cómo aprendimos a reconocer lo que hoy llamamos nuestra sexualidad? Si como padres de familia no explicamos nada a nuestros hijos sobre sus sensaciones corporales, sobre su desarrollo biológico; si evitamos hablarles de temas como la pornografía, la sexualidad, la masturbación, y el embarazo, entre otros temas, seguro que recurrirán a otros medios para informarse. Este martes en Diálogos en confianza: "El desarrollo de la sexualidad en el adolescente".

Diálogos en confianza (Familia) - Nuestros hijos con Síndrome de Down
Cuando uno de nuestros hijos o algún familiar tiene una discapacidad, lo primero que hacemos es protegerlos. Sin embargo, a veces esa protección se convierte en una forma de negarles derechos básicos, como llevar una vida digna y autónoma. En el caso de los chicos con Síndrome de Down muchas veces los padres los protegen con la mejor de las intenciones, sin percatarse que pueden coartar sus oportunidades de desarrollo personal y laboral, al tiempo que los infantilizan y los hacen "incapaces" para socializar y trabajar. Este 21 de marzo, en el marco del Día Mundial del Síndrome de Down, los especialistas nos hablarán sobre qué podemos hacer para dar a nuestros hijos oportunidades de crecimiento con dignidad y amor.

Diálogos en confianza (Familia) - La familia, la escuela y las redes sociales
¿Cuántas veces hemos visto en algún restaurante a los hijos viendo sus celulares, mientras los padres platican entre ellos? ¿Y cuántas veces esos mismos hijos no les enseñan a sus padres algún video gracioso y todos platican sobre ello? Para algunas personas esta forma de relación no es una forma apropiada de convivir; sin embargo, para los amantes de la tecnología y los chicos de la generación Z, esta es una forma de enriquecer la realidad. De hecho, la red puede ser una gran herramienta en el proceso enseñanza-aprendizaje. De una forma u otra todos nos enriquecemos usando las redes sociales. Pero, ¿cuál es el límite entre lo privado y lo público? ¿Por qué tenemos la necesidad de saber acerca de la vida de nuestros vecinos y, al mismo tiempo, queremos que sepan sobre nuestra vida? Y, lo más importante, ¿hasta dónde los chicos de estas generaciones están dispuestos a dejar ver su vida privada? Nunca antes se nos había pedido ser personas públicas, tener un perfil en Linkedin, crear un Twitter con nuestro nombre, usar un Avatar, o tener un muro con nuestros momentos cumbre del año. Pareciera que, hasta cierto punto, hemos perdido la brújula con respecto a los criterios de lo privado y lo público, y es por ello que muchos padres han optado por regular y hasta vigilar a sus hijos en las mismas redes sociales, pero, ¿identifican los hábitos que representan un riesgo para ellos? ¿Conocen los delitos que se cometen en contra de niños, niñas y adolescentes en las redes sociales?

Diálogos en confianza (Familia) - El derecho del niño a una familia: familias sustitutas
En el artículo 8 de la Convención sobre los Derechos del Niño se establece como un derecho inalienable, intransferible e irrenunciable de la niña y del niño tener una identidad y una familia que los protejan; de hecho este artículo nos dice que es una obligación del Estado asegurar que se mantenga contacto con su familia, y que sólo en casos extraordinarios se deberá recurrir a la institucionalización, separándolo de ella. En este sentido, en el año 2015 se promulgó en la Ciudad de México una Ley de Cuidados Alternativos en donde se establecen lineamientos para asegurarle al niño el derecho a mantener el lazo con su familia, para asegurar su reintegración al ámbito de la familia nuclear, y, en casos que así lo ameriten, su cuidado por una familia sustituta. ¿Por qué es necesario que cambiemos nuestros paradigmas de protección al niño y la niña? ¿Cuáles son los beneficios de trabajar con las familias para reintegrarlo a su hogar, en lugar de institucionalizarlo? ¿Cuáles son las situaciones que ameritan llevar al niño a una familia sustituta? Este martes en Diálogos en confianza: "El derecho del niño a una familia: familias sustitutas".

Diálogos en confianza (Familia) - Respondiendo dudas sobre los adolescentes
Sexualidad, amor, disciplina, vinculación... ¿Qué más hay que saber sobre los adolescentes? Pareciera que este ciclo de vida es como volver a conocer a los hijos y, hasta cierto punto, esto es así. Poco queda de los niños que fueron, y ahora comienza a crecer una chica o un chico dispuestos a poner todo en duda, incluida la autoridad, las creencias y la paciencia de los padres. Pero no todo tiene que ser turbulento, en la adolescencia también se descubren partes nuevas de sí: habilidades, intereses, amistades. Porque hay mucho que aprender, en Diálogos en confianza los especialistas nos ayudarán "Respondiendo dudas sobre los adolescentes".

Diálogos en confianza (Familia) - Cuando la lealtad se convierte en dependencia
A veces, cuando hablamos de dependencia la entendemos como un asunto que involucra sólo a dos personas; incluso la cultura popular nos hace entender la dependencia como si una de las personas estuviera en una posición de superioridad moral, mientras que la otra se encuentra en situación de debilidad. La lealtad, por otro lado, es un valor que nos da una sensación de pertenencia, como la familia; sin embargo, como dice el terapeuta familiar Ivan Boszormeny-Nagy: "Para ser un miembro leal a un grupo, uno tiene que interiorizar el espíritu de sus expectativas y asumir una serie de actitudes específicas [...] La incapacidad de cumplir con las obligaciones genera sentimientos de culpa que constituyen entonces fuerzas de regulación del sistema". En otras palabras, cuando somos desleales a la familia podemos sentirnos culpables al grado de hacer cosas que pueden atentar contra nuestro desarrollo personal. ¿Hasta dónde ser leal puede perjudicar a los hijos? ¿Qué esperan los padres de sus hijos: lealtad o dependencia? ¿Cómo influye el entorno familiar para fomentar la dependencia? "Cuando la lealtad se convierte en dependencia", es el tema de este martes.

Diálogos en confianza (Familia) - El papel de la Educadora en el aprendizaje de niños
Para muchos padres de familia cuyos hijos están por entrar a la primaria, los meses de enero y febrero pueden ser estresantes. Algunos comienzan a buscar la escuela ideal para sus hijos, basándose no sólo en la proximidad sino considerando lo que sus hijos aprenderán. Incluso algunas escuelas aplican exámenes para verificar que el niño venga con el conocimiento suficiente que le permita adaptarse a su sistema. Pero, ¿qué pasa con los niños que no son aceptados durante los exámenes de selección? ¿Qué pasa con el niño que no pronuncia bien algún sonido, o que a los seis años no usa la mano derecha para escribir? Las escuelas a veces no responden a las dudas de los papás, y se limitan a decir que "al niño le falta madurar". Pero, ¿qué es exactamente madurar? ¿Qué tiene que ver el lenguaje, con que al niño lo rechacen en la escuela? ¿No se supone que va a la escuela precisamente para aprender a leer y a escribir? Cuando nacemos nuestro cerebro ya se ha desarrollado un 26 por ciento; conforme el niño crece las neuronas se van especializando, y en ese proceso es muy importante que el niño juegue, cante, que escuche cuentos y active sus sentidos, pues se ha comprobado que el aprendizaje está relacionado con el movimiento, y éste con el lenguaje. Para que el niño aprenda y su cerebro se desarrolle no basta un celular o una tableta, es fundamental asumir la consigna: "Hay que mover, tocar, oler, saborear, escuchar y sentir para aprender". Este martes en Diálogos en confianza: "¿Cómo aprenden los niños?"

Diálogos en confianza (Familia) - Ansiedad en los niños
De acuerdo con datos del estudio Trastornos psiquiátricos en México: prevalencia a lo largo de la vida, realizado en el 2007 por el Instituto Nacional de Psiquiatría "Ramón de la Fuente Muñiz", una de cada cuatro personas en el país tiene o ha presentado un trastorno mental. Y si nos vamos a la infancia, Laura Gaeta González, de la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla, y Valentín Martínez-Otero Pérez, de la Universidad Complutense de Madrid, nos cuentan que de 808 estudiantes de 5º y 6º de primaria: [...] es posible localizar múltiples factores que con frecuencia generan en los alumnos respuestas de ansiedad, como por ejemplo, el sistema tradicional de selección para ingresar en algunos colegios, que a menudo genera presión, y que además provoca frustración cuando las expectativas no se satisfacen. Más aún, una vez en el centro escolar el niño puede experimentar ansiedad por diversas razones, como una alta competitividad con sus compañeros o un elevado nivel de autoexigencia académica, sobre todo porque las calificaciones suelen considerarse un medio para lograr el reconocimiento de personas significativas, como los padres y los maestros. La ansiedad es un estado con múltiples causas y no es exclusivo de los adultos. ¿Los padres hacemos a los hijos ansiosos con nuestras expectativas y exigencias? ¿Y los videojuegos y la exposición a las pantallas afectan las emociones de los niños? Este martes en Diálogos en confianza: "Ansiedad en los niños".

Diálogos en confianza (Familia) - Conciliación trabajo-familia
No cabe duda de que la idea de eficiencia cambia de cultura en cultura. En países como Noruega, Dinamarca, Suecia, Alemania, los empleadores ya no piden hombres o mujeres para ocupar un puesto de trabajo, y en algunos casos, como la empresa Price Waterhouse Coopper, de Suecia, han llegado al grado de no pedir tampoco profesiones específicas, pues se han dado cuenta de que esto no es una limitante para ser un buen trabajador. Más aún, todos sabemos que estos países han reducido sus horas de trabajo sin por ello ver afectada su productividad. De hecho, esas naciones, que en promedio trabajan mil 770 horas, son las más eficientes del mundo, mientras que México, que es de los que más horas trabajan con dos mil 137 horas, es de los menos eficientes, pues ocupa el lugar 36 de 43 países (GIRE, 2017). En México hay una cultura del trabajo y de cuidados donde la mayor carga la tiene la mujer, pues ella renuncia a su trabajo para atender a la familia. Sin embargo, también pensamos que las personas solteras –mujeres y hombres- no tienen familia que los distraiga de sus empleos, por lo que los jefes les llegan a pedir que cubran el trabajo de aquéllos que sí tienen hijos, con lo que se sienten discriminados. ¿Qué podemos hacer para que nuestra cultura de trabajo y de cuidados sea equitativa con mujeres y hombres? ¿Por qué es importante comprender que las personas solteras o las parejas sin hijos también tienen derecho a cuidar de su familia? En Diálogos creemos que sí es posible lograr este cambio, por ello nuestros especialistas nos hablan de la "Conciliación trabajo-familia".

Diálogos en confianza (Familia) - Maestros: historias entrañables
¿Recuerdas quién era tu maestro favorito en la primaria o secundaria? A lo mejor era una maestra que no sólo daba información, sino que involucraba a todo el grupo, es posible que te hiciera sentir parte de una comunidad en la que todos se ayudaran entre sí. La vocación del maestro le hace ser líder, despierta lo mejor de nosotros, e incluso puede influir en los padres de familia y ser un agente de cambio en su comunidad. ¿Qué historias hay detrás de esos maestros que recordamos con cariño? ¿Quiénes son su fuente de motivación para dar más de sí? Porque la profesión del docente es ardua y con retos constantes, en Diálogos en confianza te invitamos a conocer historias entrañables de maestros.

Diálogos en confianza (Familia) - Dudas sobre la pensión alimenticia
Con respecto a la pensión alimenticia, el Código Civil del Distrito Federal nos dice en sus artículos 301 al 323, los lineamientos de este derecho. Te presentamos un resumen: - La obligación de dar pensión alimenticia es resultado de una separación, un divorcio o al anularse el matrimonio de los cónyuges. - Los concubinos están obligados a proporcionar pensión alimenticia. - La pensión alimenticia es una obligación recíproca; es decir, el que proporciona los alimentos tiene derecho también a pedirlos. - La pensión alimenticia es para los hijos de la relación conyugal, y para las madres y los padres que se hayan dedicado de forma exclusiva al cuidado de la familia. - Los padres están obligados a dar alimentos a sus hijos, y a falta o por imposibilidad de los padres, la obligación recae en los demás ascendientes por ambas líneas. Hablando de pensión alimenticia cada caso es una historia, y por ello es importante saber sobre el tema. En Diálogos en confianza: "Dudas sobre la pensión alimenticia".

Diálogos en confianza (Familia) - Factores de riesgo para el consumo de drogas
Quien no haya consumido alguna sustancia estimulante en su vida que arroje la primera piedra. ¿Nadie? Puede ser alcohol, té, chocolate, bebidas energéticas o tabaco, y de ahí continuamos con las sustancias ilegales, como la mariguana, cocaína, metanfetaminas (éxtasis, éxtasis líquido, ketaminas, poppers), en fin, hoy en día parece que es más fácil encontrar drogas que no encontrarlas. Y si eso nos pasa a los adultos, que reconocemos la diferencia entre lo saludable y lo que enferma, ¿te imaginas qué puede suceder con los adolescentes? Jordi Royo, autor del libro Los rebeldes del bienestar, estudió los factores de riesgo para el consumo de drogas entre la población adolescente, y nos dice que: "[...] algunos valores emergentes de la sociedad del bienestar, como el hedonismo (la búsqueda del placer como prioridad), el consumismo y el individualismo, pueden en sí mismos suponer factores de riesgo, pero al mismo tiempo debemos tener en cuenta que la adolescencia […] también resulta un terreno abonado que puede convertir al chico o a la chica en un ser proclive y vulnerable respecto al consumo de drogas. Factores como la propia curiosidad, las ganas de vivir nuevas experiencias, la emoción por el riesgo, la necesidad de autoafirmación y de transgresión de las normas familiares, escolares y sociales, la convicción subjetiva de “control” y de invulnerabilidad, la presión del grupo... [...]" Pueden hacer que nuestros chicos se acerquen al consumo de sustancias. Por ello, nos hacemos las siguientes preguntas: ¿Qué hacemos si nuestros hijos han probado alguna droga? ¿Ello significaría que son dependientes de ella? ¿Cuál es la mejor forma de abordar la situación? En Diálogos en confianza: "Factores de riesgo para el consumo de drogas".

Diálogos en confianza (Familia) - Consecuencias del abuso sexual infantil
Cuando hay un abuso sexual quiere decir que hay una persona que, a través de la fuerza, el engaño o la coerción, impone una forma, un modo, un tiempo y un espacio para obtener placer usando el cuerpo de otra persona. Si esto ocurre en la infancia –precisamente por estar en un ciclo de la vida donde la estructura psíquica se está consolidando– el niño puede vivir el abuso sexual como un evento que afecta su psique y su cuerpo. De hecho, Eva Giberti nos dice que el niño que es abusado, al no tener la posibilidad de poner en palabras lo ocurrido, puede llegar a vivir una fragmentación de su personalidad. Por un lado, es un niño que es hijo y que ve un mundo de niño, mientras que por otro lado es un niño-otro que está implicado y secuestrado en el placer de un adulto. ¿Qué pasa cuando el niño llega a la adultez? Hay quienes quedan muy afectados, mientras que otros buscan ayuda para trabajar temas que en apariencia no están relacionados con el abuso sexual. ¿Cómo podemos ayudar a los adultos víctimas de abuso sexual durante la infancia? ¿Qué otro efecto tiene el abuso sexual cuando llegamos a la adultez? Hoy en Diálogos en confianza: "Consecuencias del abuso sexual infantil".

Diálogos en confianza (Familia) - Padres ansiosos y tics en los niños
Morderse las uñas, mover los pies de arriba a abajo, chuparse el dedo, jalarse o arrancarse el cabello pueden ser vistos como "mañas" que así como llegan se van. Pero, ¿qué pasa si cambian de tic, como chasquear la lengua, mover los hombros de arriba abajo, o parpadear constantemente? Los tics, dicen los especialistas, forman parte de la infancia y de la adolescencia, por lo general duran menos de un año, y pueden desaparecer conforme el niño cambia de etapa. Sin embargo, cuando el tic se convierte en un hábito, es decir, dura más de un año y se convierte en un obstáculo en su vida y la de sus padres, hay que tomar cartas en el asunto y acudir con un especialista, pero sobre todo, hay que entender que el niño no nació con un tic ni con una personalidad ansiosa. ¿No será que la ansiedad del padre o de la madre fomentan los tics en el niño? En Diálogos en confianza: "Padres ansiosos y tics en los niños".

Diálogos en confianza (Familia) - ¿Para qué tener un hijo?
Esta no es una pregunta sencilla. De hecho es un cuestionamiento nuevo y hasta transgresor, por lo siguiente: la maternidad y la paternidad se han visto como algo natural durante miles de años. Tenemos hijos porque así lo marca la tradición; nos "embarazamos" porque es el siguiente paso dentro del matrimonio; procreamos hijos porque creemos que es un derecho y una obligación y, a veces, hasta por un "afortunado" accidente. En fin, estas respuestas pueden ser los porqués al paternaje y al maternaje. En cambio, el para qué tiene que ver no tanto con el pasado, sino con el futuro, con el proyecto de vida, y es ahí donde podemos decir que tenemos hijos para guiarlos y educarlos en valores; para que nos acompañen en la vejez; para que hereden nuestra religión; para que cumplan las metas que nosotros no logramos, etc. Llenamos a los hijos con expectativas que no son suyas, y a veces les exigimos que completen una historia que no les corresponde. ¿Será posible tener hijos porque los hemos planeado y para que sean felices? ¿Será que los queremos para que alcancen una vida independiente sin tener que pagar facturas emocionales heredadas? En Diálogos en confianza: "¿Para qué tener un hijo?"

Diálogos en confianza (Familia) - La importancia del vínculo en la adopción
¿Cuáles son los mayores obstáculos para generar vínculos entre padres e hijo adoptado? Podemos mencionar varios: por ejemplo, pensar que la adopción es un favor para el niño; es decir, creer que los padres adoptivos "rescatan" al niño o a la niña. Creer y esperar que el niño los amará de forma automática y con pasión; y, finalmente, dar por sentado que el niño no tiene duelos, porque algunos de ellos no tienen pasado ni recuerdos de sus padres ni de su familia de origen. El niño o la niña adoptados tiene tres historias diferentes: la de la familia de origen; la institucional, donde hay amiguitos que son como hermanos, pero que se tienen que quedar en la casa hogar, y donde también hay cuidadoras a quienes quieren como a sus madres pero que se restringen en su amor; y, finalmente, la historia con la nueva familia adoptiva. El amor entre los padres y el niño o la niña adoptada no surge de la noche a la mañana. Es natural tomarse un tiempo para conocerse y aceptarse con todo lo que hay detrás. Incluso en ocasiones la adopción tiene que lidiar con ser un niño "difícil de adoptar" por la edad. ¿Cómo nace el amor entre los padres adoptivos y el niño? ¿De verdad es un amor incondicional, sujeto a la idea romántica de lo que entendemos por "amor"? En Diálogos en confianza: "Importancia del vínculo en la adopción".

Diálogos en confianza (Familia) - La familia frente a la discapacidad
A veces damos por hecho muchas cosas. Por ejemplo, cuando hablamos de personas con discapacidad imaginamos que ya nacieron con ella; o creemos que la discapacidad es algo tácito y que, aunque la persona no quiera, algo se le debe de notar, pues en nuestra mente la discapacidad está asociada al uso de aparatos ortopédicos, prótesis, etc. Sin embargo, pocas veces reflexionamos en el hecho de que todos podemos desarrollar cierta discapacidad. Es importante aclarar que las discapacidades no son sólo congénitas, también se pueden durante el proceso de envejecimiento. ¿Qué arreglos en la economía familiar se tienen que hacer para enfrentar la discapacidad de alguno de sus miembros? ¿Quién cuida a los padres con discapacidad? ¿Por qué la persona con discapacidad se aleja de su familia para buscar apoyo? En Diálogos en confianza: "La familia frente a la discapacidad".

Diálogos en confianza (Familia) - Niños que roban y mienten
El que no haya mentido o tomado algo ajeno durante su infancia, que arroje la primera piedra. Un juguete que nuestros padres no nos quisieron o pudieron comprar; unos dulces en la tienda; los colores de algún compañero; unos plumones, o hasta polvitos de colores. El hecho es que en la infancia aprendemos que no todo lo que nos gusta nos puede pertenecer. El niño que roba no lo hace con el afán de perjudicar, y lo mismo podríamos decir de la mentira. De hecho, hay quienes dicen que la mentira tiene la función de ayudarle al niño a entender que sus padres y él son sujetos separados. El niño entiende que sus padres, por muy poderosos que los crea, no pueden leer su pensamiento. Sin embargo, ni el robo ni la mentira deben quedar sin consecuencias; es decir, el niño debe asumir su responsabilidad y resarcir el daño. ¿Qué pasa cuando los padres justifican las mentiras y/o los robos? ¿Por qué le hacemos más daño al niño cuando lo escudamos, que cuando hacemos que responda por sus acciones? ¿Hasta dónde y cómo debemos de reprender la acción? En Diálogos en confianza: "Niños que roban y mienten".

Diálogos en confianza (Familia) - Me siento traicionado por mis padres
¿Qué es lo peor que nos puede hacer alguien a quien queremos? Traicionarnos. Cuando hablamos de traiciones nos referimos a que alguien abusa de la confianza para obtener un beneficio. Pero, ¿podemos hablar de traición entre padres e hijos? ¿Qué podría obtener un padre al traicionar a su hijo, y cómo lo tendría que traicionar? Abrir los ojos a la realidad de la traición de los padres puede desbordar emociones, porque no es fácil aceptar que quienes nos deberían de cuidar y proteger, en realidad nos engañaron. Sin embargo, cuando hablamos del sistema familiar y las traiciones debemos de ser cuidadosos, pues no todo lo que sentimos como traición, lo es. En otras palabras, ¿puede un hijo o una hija sentir que fue traicionado por sus padres, cuando en realidad lo que sucede es que sus expectativas no corresponden con las de ellos? Como vemos, hay una línea imperceptible entre la malinterpretación y la realidad. En Diálogos en confianza: "Me siento traicionado por mis padres".

Diálogos en confianza (Familia) - ¿Cómo elegir la mejor escuela para mis hijos?
¿Son los padres los que deciden a qué escuela llevar a su hijo, o es la escuela la que elige quien va a estudiar en ella? En México la educación básica es obligatoria para todos los niños, y sin importar si es pública o privada, todos los estudiantes deben estudiar los mismos temas. Sin embargo, y aunque nos duela decirlo: ni todas las escuelas son para todos los niños, ni todos los niños son para todas las escuelas. Hay comunidades con escuelas multigrado donde un mismo maestro imparte educación a diferentes grados; hay escuelas rurales donde a veces no hay maestro ni suplencias, hay escuelas urbanas públicas en zonas de alta marginación con un alto nivel de deserción, hay escuelas públicas y privadas de alto nivel de demanda, y hay escuelas privadas con sistemas pedagógicos variados, como los bilingües, constructivistas, escuelas activas, biculturales e internacionales. ¿Hacia dónde ir al elegir una escuela para nuestros hijos? Hay padres que prefieren la cercanía, otros la tradición familiar, otros el prestigio académico, etc. En Diálogos en confianza: "¿Cómo elegir la mejor escuela para mis hijos?"

Diálogos en confianza (Familia) - La sobreprotección es una forma de maltrato
En nuestra cultura familiar le damos tanto peso a los consejos y cuidados de los padres que muchas veces justificamos sus atenciones con el siguiente refrán: "más sabe el diablo por viejo que por diablo". Por ejemplo, quién no ha escuchado a una madre o a un padre decir a sus hijos: "¡Cómete esta sopa rica que te preparé!"; "¡vístete con esta ropa que te hace ver bien!"; "¿quieres que pase por ti a las ocho o a las nueve?"; "¡no te desveles tanto que te hace daño!" Si lo vemos bien, todo esto no es más que una orden tras otra disfrazada con el tono de sugerencia o de pregunta. Y no vale la pena rezongar porque al final del día ya sabemos la respuesta: "Yo lo digo por tu bien, pero allá tú si no me haces caso". A veces nos cuesta trabajo entender por qué en la sobreprotección a los hijos puede haber violencia y maltrato contra los mismos. Pepa Horno, autora del libro Amor y violencia nos dice lo siguiente: "La violencia supone la vulneración de los derechos de la persona y el daño en su desarrollo, su integridad o su dignidad, o el riesgo de sufrirlo, fruto del abuso del poder que se tiene sobre esa persona [...]" En este contexto, la sobreprotección a los hijos es justo una forma de maltrato porque los hace dependientes, les resta capacidad de autonomía y autodeterminación; más aún, las consecuencias emocionales pueden derivar en personas ansiosas, temerosas e intolerantes con los demás. A veces el amor de los adultos puede ser aplastante para la personalidad de los niños.

Diálogos en confianza (Familia) - Expectativas de los padres respecto a las actividades deportivas de los hijos
La actividad física es primordial para el bienestar de los seres humanos, y en este sentido, es imposible pensar en un niño o una niña pasivos y sin ganas de jugar. Sin embargo, en nuestro país algo hacemos mal, pues la Organización Panamericana de la Salud señala que la infancia mexicana es la población con más obesidad en el mundo. ¿Por qué México ocupa los primeros lugares en obesidad infantil? Quizá no estamos promoviendo la actividad física con nuestros hijos, aunado a darles comida procesada y ultraprocesada. Y luego está el otro lado de la moneda: hay padres de familia que quieren hacer de sus hijos unos atletas enfocados en ganar y no perder. ¿Qué tanto influyen las expectativas de los padres en las actividades físicas de sus hijos? ¿Los niños se ejercitan en los deportes que ellos quieren, o en las que, según sus padres, los harán más competitivos, más "masculinos" o más "femeninas"? En Diálogos en confianza: "Expectativas de los padres respecto a las actividades deportivas de los hijos".

Diálogos en confianza (Familia) - Lo que hay que saber de la pensión alimenticia
Se dicen muchas cosas sobre la pensión alimenticia en casos de separación o divorcio. Por ejemplo, que ésta sólo cubre alimentos; o que el excónyuge está obligado a dar pensión incluso a los hijos no reconocidos. Sin embargo, éstas y otras ideas distan mucho de la realidad. Si estás viviendo una situación similar y quieres saber hasta dónde está obligado a pagar el deudor alimentario, o si necesitas pedir un aumento de pensión y no sabes cómo, hoy en Diálogos en confianza te diremos Lo que hay que saber de la pensión alimenticia.

Diálogos en confianza (Familia) - Apoyo emocional a hijos con enfermedades crónicas
La Organización Mundial de la Salud señala que una enfermedad crónica es aquella: "[...] cuyos padecimientos se prolongan en el tiempo y causan un continuo deterioro físico, mental, o simultáneo que puede llevar a la muerte a quien la padece." Si bien es cierto que las enfermedades crónicas no tienen cura, también es verdad que algunas pueden controlarse con un seguimiento correcto del tratamiento. Pero ¿cuáles son los efectos emocionales en el niño y en la familia al recibir el diagnóstico de una enfermedad crónica? Según diversos estudios, los niños con asma, diabetes, epilepsia, cáncer, etc., han mostrado signos de depresión y ansiedad, e incluso estos padecimientos no sólo afectan a los niños sino a la familia en general, y empeoran en los entornos familiares poco o nada estructurados. Es por ello que cuando aparece una enfermedad crónica en la familia, la atención debe ser tanto para los padres como para los hijos. ¿Qué pueden hacer los padres en caso de sentir enojo e impotencia? ¿Por qué es importante que hablen con su hijo de su sentir ante las circunstancias? En Diálogos en confianza: "Apoyo emocional a hijos con enfermedades crónicas".

Diálogos en confianza (Familia) - Cómo viven la paternidad los adolescentes
Mujeres y hombres hemos hablado de lo que significa ser, de forma simultánea, mamá, esposa, cuidadora y trabajadora; de igual modo, se ha analizado hasta qué punto el maternaje origina el machismo, y de forma simplista se ha dicho que la educación que brindan las madres a sus hijos es lo que ocasiona padres irresponsables. Sin embargo, el análisis no debe quedar ahí, y es por ello que varias organizaciones como Save the Children, Promundo y la red MenEngage se dieron a la tarea de ver las circunstancias alrededor de la paternidad en América Latina y ver qué factores la conforman. Fue así que crearon la campaña MenCare. ¿Qué resultados se han obtenido? Aunque ha cambiado lo que los padres varones entienden por cuidado de los hijos, muchos de ellos aún lo ven como algo circunstancial; es decir, los padres que se quedan en casa a cuidar a sus hijos es porque perdieron el trabajo, porque están en una transición laboral, porque tienen la prestación de trabajar desde casa, etc., más no porque ellos lo buscaran. De este modo, son las circunstancias de la vida las que llevan al padre a cuidar a sus hijos, y sólo algunos han logrado entender que el cuidado va más allá de lo económico. Ahora bien, si eso pasa en los padres adultos, ¿qué pasa con los hombres que se convierten en padres cuando todavía no han terminado su adolescencia? ¿Qué ventajas tiene para el recién nacido convivir con su padre adolescente? En Diálogos en confianza: "Cómo viven la paternidad los adolescentes".

Diálogos en confianza (Familia) - Prevención del suicidio
En fechas recientes hemos oído hablar del reto del Abecedario del diablo y el de La ballena azul. En uno de ellos la persona se automutila, mientras que en el otro la prueba final es la propia muerte. Por todo esto, nos hacemos las siguientes preguntas: ¿estos retos son reflejo de nuestra necesidad de que nos digan qué hacer? ¿Tenemos que llegar a la automutilación y al suicidio para satisfacer nuestra necesidad de pertenencia? Quienes llevan a cabo este reto asumen que están formando parte de algo "fuerte"; sin embargo, para los especialistas en salud mental, estos retos no son más que la muestra del vacío en el que viven nuestros chicos y chicas: un vacío de proyectos, de ideales, de esperanzas y, sobre todo, un vacío de una personalidad fuerte y medianamente consolidada dentro de una familia protectora. Lo más preocupante es que a veces pasa justo frente a los ojos de los padres. ¿Qué podemos hacer para reducir los números de intentos de suicidio? ¿Es posible que nuestros chicos estén perdiendo el interés por encontrarle un sentido a la vida, precisamente porque les hemos resuelto todo? ¿Cómo podemos ayudarlos? En el marco del Día Mundial de la Prevención del Suicidio (10 de septiembre), te invitamos a reflexionar acerca de este delicado tema.

Diálogos en confianza (Familia) - Educar a mis hijos sin miedo
Hay padres y madres de familia que han dicho lo siguiente: "Yo no conocía el miedo, hasta que nació mi hijo"; "antes no me daba miedo pelearme o manejar rápido, pero desde que nació mi niña ya no lo hago"; "antes no me daba miedo hacer tonterías, pero ahora es distinto". Ahora esos hombres y mujeres tienen una razón de carne y hueso para dejar de hacer locuras, pues son padres de un niño o una niña. Y no hablamos del miedo que se convierte en terror patológico, sino más bien del temor como ruido de fondo: miedo a no saber cómo afrontar los cambios en sus propias vidas; incertidumbre por ver crecer a los hijos; temor por los pensamientos de que envejecen y que sus hijos se hacen más independientes; en fin, estamos hablando del miedo de reconocer que no tienen todas las respuestas sobre la crianza y educación de los hijos. Hay quienes tienen la habilidad para ver sus puntos vulnerables y pueden trabajar en ellos; sin embargo, ¿qué pasa cuando los padres se dejan vencer por sus miedos? ¿Cómo les afecta a los hijos en su seguridad y autoestima? Este martes en Diálogos en confianza: "Educar a mis hijos sin miedo".

Diálogos en confianza (Familia) - El arte también une a la familia
"¿El rap, el hip hop y la danza áreas son formas arte? ¿No se supone que el arte está en el museo y en las librerías?" A veces pensamos que los chicos ahora hacen todo, menos arte. Pero, ¿de verdad tenemos que gastar mucho dinero para que nuestros hijos entren al mundo artístico? ¿Es necesario hacer todo a la perfección? A veces nos quedamos con las ganas de explorar ese mundo, y perdemos la oportunidad de descubrir que el arte es para todos, incluida la familia y la comunidad, y que puede ayudarnos a vivir en armonía. Tengamos claro que para empezar una educación artística no se necesita la perfección ni el dinero, sino la voluntad de abrir nuestra vena creativa. En Diálogos en confianza: "El arte también une a la familia".

Diálogos en confianza (Familia) - NO a la educación sexista en la familia
Aunque parezca increíble, en pleno siglo XXI los padres y las madres educamos a nuestros hijos e hijas para que se acerquen al modelo de familia "tradicional" en la cual el varón es la cabeza; preparamos a los niños para que sean buenos "hombres", "caballeritos" proveedores, cuidadores, protectores, y agresivos, mientras que a las hijas las educamos para que sean buenas madres, entregadas, silenciosas. ¿Es posible que la ola de violencia contra las mujeres parta de una educación sexista en la familia? ¿Es posible que esta rigidización de lo masculino y lo femenino además de dañar a los adultos perjudique a nuestros niños? ¿Qué podemos hacer los padres y madres de familia para evitar el sexismo y el machismo en la familia? ¿Cuáles son los obstáculos y creencias que impiden hacer el cambio? En Diálogos en confianza: NO a la educación sexista en la familia.

Diálogos en confianza (Familia) - Madres alcohólicas: estigmas y realidades
En la cultura mexicana la figura de la madre es muy venerada. De hecho, dentro de la construcción de género, la maternidad se ha vuelto una meta de vida para las mujeres, e incluso se ha llegado a creer que una madre no puede ser alguien triste ni dañina para sus hijos. Pero, ¿qué pasa cuando una madre cae presa en la adicción al alcohol? Entonces, la sociedad y la misma familia la juzgan de forma tan severa que, incluso, se le llega a ver como si fuera un ser menos que humano. Madre "desnaturalizada", inmoral, mala mujer, entre otros, son los adjetivos que se usan para describir a ese ser humano que abusa en su forma de beber. Ahora bien, ¿cambiaría nuestra percepción si supiéramos que el alcoholismo en muchas mujeres es consecuencia de abusos, violencia, abandono, agresiones de sus parejas, y hasta por haberse quedado solas? ¿Seríamos capaces de entender que para algunas mujeres la maternidad no es un proyecto de vida, sino la imposición de un mandato social? Podemos hablar del alcoholismo antes, durante y después de la maternidad, y emitir muchos juicios. Sin embargo, lo que debemos tener claro es que es una enfermedad multicausal, y que un enfoque de género puede ayudarnos a entender su tratamiento.

Diálogos en confianza (Familia) - Todos unidos para proteger a niños, niñas y adolescentes
Cuando escuchas hablar sobre los derechos de los niños, ¿piensas en un mundo donde los niños deciden qué hacer, mientras los adultos sólo obedecen? Hay quienes argumentan que los niños no deben elegir porque no saben lo que quieren. Aunado a esto existe la idea de que siempre debe haber un adulto que les diga qué, cómo, cuándo, dónde y por qué deben de hacer las cosas. En suma, y aunque pareciera mentira, cuando pensamos y actuamos de esta forma, a las niñas, los niños y adolescentes les estamos negando el ejercicio de sus derechos más elementales. Por ejemplo, desde una postura adultocentrista le pedimos a un niño que no haga ruido, que no corra en la casa, que no juegue porque se va a ensuciar; o bien, cuando el llanto del bebé nos desespera y en lugar de entenderlo le damos una nalgada para que se calle, y hasta cuando dejamos que nuestros niños, niñas y adolescentes migren, trabajen o sean explotados sexualmente, estamos violando sus derechos humanos. Reconocer que las niñas, los niños y adolescentes tienen derechos no significa que los adultos van a obedecerlos; más bien implica que los adultos reconozcan que los niños, así como están, son personas completas por sí mismas: no están incapacitados, incompletos ni son el futuro, sino el presente de un ser humano. En este contexto, el Sistema de Protección Integral para Niñas, Niños y Adolescentes (SIPINNA), con la UNICEF y otros organismos sociales y académicos, han elaborado el Plan de Acción Nacional para Prevenir y Atender la Violencia contra Niñas, Niños y Adolescentes. ¿Quieres saber en qué consiste y por qué es tan importante para la infancia y la adolescencia mexicana?

Diálogos en confianza (Familia) - Apoyo emocional para nuestros hijos ante un desastre
Dice el dicho: "después de la tormenta viene la calma", sin embargo, para algunos estados como Oaxaca, Puebla, Morelos, Guerrero, Chiapas, la Ciudad de México y su zona conurbada, pareciera que la calma se ha tardado en llegar. México es un país donde la naturaleza se manifiesta frecuentemente, y este año las lluvias intensas, huracanes, terremotos y sus réplicas de menor grado, han hecho que miles de familias vivan asediadas por el estrés. Algunas, incluso, han tenido que sumar un duelo por alguna pérdida material o personal, lo cual nos hace preguntarnos: ¿Qué podemos hacer como padres y cuidadores en caso de que nuestros niños sigan afectados por lo acontecido? ¿Necesariamente tenemos que explicarles la verdad con detalles? A veces, las niñas, los niños y adolescentes se preocupan más por cómo ven a sus padres que por la situación misma. ¿Quieres saber más? Quédate en Diálogos en confianza porque hablaremos del "Apoyo emocional para nuestros hijos ante un desastre".

Diálogos en confianza (Familia) - Hijos que castigan a sus padres
El diccionario de la Real Academia Española nos dice que el odio es la antipatía y aversión hacia algo o alguien cuyo mal se desea; mientras que la ira conjunta sentimientos de enojo e indignación que se manifiestan en violencia. Hasta cierto punto podríamos decir que la ira es la antesala del odio, por lo siguiente: cuando la ira ha sido crónica, cuando no se ha tenido la oportunidad de manifestarla de forma propositiva, razonada y encausada, podemos llegar a un estado de repulsión tal que busquemos el mal para el ofensor. Y entonces nos preguntamos: ¿por qué hay hijos que les cobran la factura a sus padres? ¿Es que acaso su ira fue tan crónica, intensa y prolongada que nunca tuvieron oportunidad de manifestarla y encauzarla? Hay padres que son abandonados por sus hijos; otros que soportan el maltrato como una forma de "pagar sus errores", mientras que otros más simplemente justifican sus actos sin escuchar a sus hijos. ¿Es posible que los hijos queden tranquilos cuando hacen que sus padres "paguen la factura"? ¿Qué relación guarda el maltrato a las personas mayores con el enojo de los hijos?

Diálogos en confianza (Familia) - Niños prematuros
De acuerdo con datos de la UNICEF, en el mundo tres mil niños mueren por complicaciones derivadas de la prematuridad. En el caso de México, los reportes del Instituto Mexicano del Seguro Social del año 2014, nos dicen que del 2007 al 2012 nacieron 3 millones 135 mil 755 niños, de los cuales cerca del 7 por ciento (219 mil 503) fueron prematuros, cuya mortalidad fue alrededor del 38 por ciento. Los procedimientos médicos han logrado que en algunos casos las consecuencias de la prematuridad sean mínimas; sin embargo, ¿qué pasa con los procesos de apego y vinculación entre la madre y su hijo prematuro? Y es que muchas veces la madre y su hijo son separados, lo cual reduce las posibilidades de sobrevivencia del hijo o hija. Por ello, en algunos hospitales se promueve que la madre, en la medida de lo posible, toque, abrace, cargue a su bebé, para comenzar a establecer vínculos afectivos en esa nueva familia. Pero entonces surgen las siguientes preguntas: ¿qué pasa con las emociones de la madre que dio a luz de forma prematura? ¿Es posible que no se sienta preparada para cuidar a su hijo? ¿Qué puede hacer la pareja para ayudar a la madre y al hijo a unirse en un vínculo de crianza? En Diálogos en confianza: "Niños prematuros".

Diálogos en confianza (Familia) - Padres que chantajean a sus hijos
¿Qué sucede cuando la autoridad de los hijos rebasa la paterna y la materna? Algunos padres recurren al lenguaje directo y preciso para pedir las cosas, saben hasta dónde ceder y tienen idea de qué esperar de sus hijos; otros padres negocian; sin embargo, para algunos otros las palabras "perder", "negociar" y "ceder" no existen, y por ello recurren a amenazas para disciplinar a sus hijos. Por ejemplo, cuando escuchamos la típica oración en la fila del súper o del banco: "¿Verdad señor que si no deja de llorar el niño se lo va llevará a su casa?" "Si me dejas terminar de comprar te doy el Ipad para que juegues". Con este tipo de actitudes lo que el padre o la madre hacen es pedirle de forma indirecta a su hijo que se comporte, no por el bien de los hijos, sino para tranquilidad de los padres. Si el hijo no cumple la condición de comportarse, entonces la amenaza se cumplirá y así entra en juego lo que conocemos como chantaje; es decir, aquel comportamiento donde la persona que lo ejerce busca obtener un beneficio personal a través de forzar un cambio en el comportamiento de un tercero. ¿Por qué hay padres que chantajean a sus hijos? ¿Qué forma de relación desarrolla el hijo que ha aprendido a obedecer a través del chantaje? En Diálogos en confianza: "Padres que chantajean a sus hijos".

Diálogos en confianza (Familia) - Pesadillas y terrores nocturnos en los niños
Sigmund Freud dijo que el contenido de los sueños del adulto está relacionado con asuntos del pasado y del presente, con obligaciones sociales y deseos reprimidos que terminan por arreglarse en el mundo onírico. Pero, ¿qué pasa con los sueños infantiles y sus pesadillas? En un artículo publicado por el Instituto Mahoney de Neurociencias de la Universidad de Harvard, se afirma que las pesadillas, vistas desde un aspecto evolutivo, son más frecuentes en la infancia que en la adultez, lo explican así: "Aunque los adultos pueden sufrir pesadillas, éstas son más frecuentes en los niños de entre 3 y 6 años de edad. Creemos que esto tiene bases evolutivas porque los niños, al ser más vulnerables a las amenazas de la vida, los puede hacer más propensos a reflejar estas amenazas a través de sus sueños". En este sentido, las pesadillas del niño nos hablarían de problemas reales donde la interpretación de los hechos le estaría generando sentimientos de miedo y angustia. Es decir, no habría que descartar ni minimizar lo que el niño sueña por muy fantasioso que nos parezca, ya que en el fondo está el tema de integración del niño al entorno. En Diálogos en confianza: "Pesadillas y terrores nocturnos en los niños".

Diálogos en confianza (Familia) - Matrimonio infantil
A veces pensamos que el matrimonio infantil existe en países muy lejanos al nuestro, pero no es así. Datos del INEGI reportan que en el año 2016, alrededor de 25 mil 460 adolescentes contrajeron matrimonio, es decir, que en México es posible que contraiga matrimonio una persona considerada biológica y legalmente como un niño. Los especialistas señalan que las uniones tempranas se presentan por las siguientes razones: por creer que el matrimonio le va a proteger en caso de un embarazo no deseado; por pensar que si la niña se casa el hombre la mantendrá a ella y a su hijo o hija; por creer que la mujer soltera no tiene acceso a los servicios de seguridad social; por creer que los hijos que nazcan tienen que tener un padre para ser una familia feliz; porque tenemos arraigada la idea de que la familia tradicional mexicana empieza con el matrimonio… y hay muchas razones más. El asunto es que cada vez que como sociedad permitimos un matrimonio infantil, estamos condenando a niñas y adolescentes a vivir en la pobreza y en situación de servidumbre. ¿Qué dicen las leyes para evitar esta situación? ¿Por qué a veces los mismos padres e instituciones orillan a niñas y adolescentes a unirse en matrimonio? En Diálogos en confianza hablaremos del tema: "Matrimonio infantil".

Diálogos en confianza (Familia) - Sentimientos de soledad en la adolescencia
Cuando nuestros hijos adolescentes nos dicen que se sienten solos, ¿a qué se referirán exactamente? Y es que la palabra soledad indica un sentimiento tan complejo que para algunos es un sentimiento en el que además de no sentir capacidad para establecer contacto e intimidad con las personas, perciben que su forma de interacción con el mundo no es adecuada. Este sentimiento abarca la esfera del pasado (“algo hicimos para generar este sentimiento”), del presente (sentimiento de no estar acompañados y de ser inadecuados) y del futuro (ansiedad por no saber cómo lo vamos a resolver). Ahora bien, cuando los hijos dicen que se sienten solos, también pueden estar buscando privacidad. Quieren estar en sus espacios, y esto no necesariamente implica que vivan la soledad. ¿Por qué es tan importante que el sentimiento de soledad se identifique y se trabaje en la adolescencia? ¿Qué pueden hacer los padres para reducir este sentimiento en sus hijos e hijas?

Diálogos en confianza (Familia) - ¿Por qué hay más embarazos en adolescentes?
México ocupa la tasa de fecundidad más alta entre los países integrantes de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), en razón de 76 nacimientos por cada mil mujeres entre 15 y 19 años de edad. Es decir, un promedio de mil 83 nacimientos diarios, 86 nacimientos más que los registrados en 2014 para este grupo de la población. La falta de acceso a servicios amigables de salud sexual y reproductiva, las objeciones de conciencia de los médicos y el personal de salud para brindar atención a las chicas que han sido abusadas, los prejuicios de género, y hasta la falta de proyectos de vida son, entre otras, las causas detrás del aumento de embarazos no deseados en la adolescencia. Miles de chicas menores de 19 años y hasta niñas de 9 años han sido obligadas a dar a luz, y no sólo eso, sino que los abuelos también se han tenido que hacer cargo de sostener a madres y a nietos, a quienes no les alcanza para sobrevivir con los recursos de un trabajo mal pagado, condiciones que reproducen la pobreza de las mujeres.

Diálogos en confianza (Familia) - Mi hijo no es como yo quería
¿Qué significa ser un "buen" hijo? ¿Es el chico que no da problemas y sale bien en la escuela? Y si hablamos de las mujeres, ¿una buena hija es la que "se da a respetar", es estudiosa y amorosa con sus padres? Es curioso, pero algunos papás y mamás creen que un buen hijo es aquel que se aleja lo menos posible de la imagen del hijo o la hija que les hubiera gustado tener. De hecho, hay quienes se resignan a la idea de que les tocó lidiar y amar al "menos malo del montón", al hijo que "tiene el carácter horrible del padre o que se parece a la madre". ¿Por qué hay padres que sienten que sus hijos están por debajo de lo que ellos quieren? ¿Qué papel juega la idealización en la forma de educar a nuestros hijos? ¿Es posible que los padres obstaculicen el desarrollo de los hijos cuando éstos no se acercan al modelo de hijo ideal?

Diálogos en confianza (Familia) - Aceptar la muerte de un hijo
Cuando un hijo muere ponemos toda nuestra atención en los padres: les proporcionamos apoyo y contención, y a veces por respeto a ellos también callamos nuestro propio dolor. Sin embargo, al resto de la familia también le duele la pérdida de ese hijo o esa hija. Quizá era el primer nieto, un primo, un sobrino, en fin, a veces es bueno para los padres escuchar a los otros, con el fin de que entiendan que ese hijo o esa hija dejaron huella en la vida de otras personas. Ya que a través de lo que los demás recuerdan y expresan trasciende la muerte, para regresar a la vida en forma de pláticas, anécdotas, historias, etc. Suena paradójico, sin embargo, el duelo de los padres se supera viviéndolo, aceptando que algo ha cambiado en su vida para siempre y que, sin embargo, la ausencia eterna del hijo o la hija es una forma diferente de estar.

Diálogos en confianza (Familia) - Negar los problemas de familia no los resuelve
Los seres humanos podemos hacer magia, o al menos, eso creemos: podemos invisibilizar a las personas y hasta influir en la realidad de los demás para que crean una mentira. Por ejemplo, cuando algo malo nos sucede a nosotros o a alguien a quien queremos, lo primero que hacemos es negar lo acontecido. Y si bien es cierto que luego terminamos por aceptar la realidad, muchas veces optamos por vivir en la negación antes que en la aceptación. ¿De dónde viene esta actitud de negar lo que sucede? Hay quienes dicen que todo surge desde nuestra necesidad de ponernos a salvo. Negamos aquello que nos amenaza y nos desestructura, negamos las cosas negativas de la vida y, de una forma u otra, la negación es un mecanismo de defensa que aprendemos desde chicos. Cuando la familia entra en una crisis por no aceptar un problema, se cierran las puertas para un crecimiento, ¿qué pasa con el integrante de la familia que se empeña en negar el problema? ¿Es posible que no aceptemos la realidad y la neguemos, para evitar sentirnos insuficientes como padres?

también
te puede interesar

Instituto Politécnico Nacional
Prolongación Carpio 475, Col. Casco de Sto. Tomás C.P. 11340, Ciudad de México.
Centro de Contacto con la Audiencia: (01 55) 51 66 40 00.
Conmutador: 53561111 / info@canalonce.ipn.mx

DR © XEIPN Canal Once, Ciudad de México, 2019. Todos los derechos reservados.